abril 19, 2011

Usen el Protector Solar.

Hoy recordé aquellas palabras del monólogo escrito por Mary Theresa Schmich, quien lo publicó el 1ro. de Junio del año Mil Novecientos Noventa y Siete (1997) en el periódico Chicago Tribune. Palabras sabias e interesantes se esconden dentro de esas letras. Por lo que, debido a la época que estamos viviendo, lo comparto con ustedes... para el porvenir. (Nota: Si lo prefieren, en internet está el video que hicieron de esto. Uno de los links es: http://www.youtube.com/watch?v=SW_3XU_P3GE ).

Señores y señoras usen protector solar. Si pudiera ofrecerles sólo un consejo para el futuro, sería éste: Usen protector solar. Los científicos han comprobado sus beneficios a largo plazo mientras que los consejos que les voy a dar, no tienen ninguna base fiable y se basan únicamente en mi propia experiencia. He aquí mis consejos:

Disfruta de la fuerza y belleza de tu juventud. No me hagas caso. Nunca entenderás la fuerza y belleza de tu juventud hasta que no se haya marchitado. Pero créeme, dentro de veinte años, cuando en fotos te veas a ti mismo comprenderás, de una forma que no puedes comprender ahora, cuántas posibilidades tenías ante ti y lo guapo que eras en realidad. No estás tan gordo como imaginas.

No te preocupes por el futuro. O preocúpate sabiendo que preocuparse es tan efectivo como tratar de resolver una ecuación de álgebra masticando chicle. Lo que sí es cierto es que los problemas que realmente tienen importancia en la vida son aquellos que nunca pasaron por tu mente, de ésos que te sorprenden a las 4 de la tarde de un martes cualquiera.

Todos los días haz algo a lo que temas. Canta.

No juegues con los sentimientos de los demás. No toleres que la gente juegue con los tuyos.

Relájate. No pierdas el tiempo sintiendo celos. A veces se gana y a veces se pierde. La competencia es larga y, al final, sólo compites contra ti mismo.

Recuerda los elogios que recibas. Olvida los insultos (pero si consigues hacerlo, dime cómo hacerlo).

Guarda tus cartas de amor. Tira las cartas del banco. Estírate. No te sientas culpable si no sabes muy bien qué quieres de la vida. Las personas más interesantes que he conocido no sabían qué hacer con su vida cuando tenían 22 años. Es más, algunas de las personas que conozco tampoco lo sabían a los 40. Toma mucho calcio. Cuida tus rodillas sentirás la falta que te hacen cuando te fallen. Quizá te cases, quizá no. Quizá tengas hijos, quizá no. Quizá te divorcies a los 40, quizá no. Quizá bailes el vals en tu 75 aniversario de bodas. Hagas lo que hagas no te enorgullezcas ni te critiques demasiado. Optarás por una cosa u otra, como todos los demás.

Disfruta de tu cuerpo. Aprovéchalo de todas las formas que puedas. No tengas miedo ni te preocupes por lo que piensen los demás porque es el mejor instrumento que jamás tendrás. Baila, aunque tengas que hacerlo en el salón de tu casa.

Lee las instrucciones, aunque no las sigas. No leas revistas de belleza pues para lo único que sirven es para hacerte sentir feo.

Aprende a entender a tus padres. Será tarde cuando ellos ya no estén.

Llévate bien con tus hermanos. Son el mejor vínculo con tu pasado y, probablemente, serán los que te acompañen en el futuro. Entiende que los amigos vienen y se van pero hay un puñado de ellos que debes conservar con mucho cariño.

Esfuérzate por no desvincularte de algunos lugares y costumbres porque, cuando pase el tiempo, más los necesitarás. Vive en una ciudad alguna vez pero múdate antes de que te endurezcas. Vive en un pueblo alguna vez pero múdate antes de que te ablandes.

Viaja. Acepta algunas verdades ineludibles: los precios siempre subirán, los políticos siempre mentirán y tú también envejecerás. Y, cuando seas viejo, añorarás los tiempos en que eras joven: los precios eran razonables, los políticos eran honestos y los niños respetaban a los mayores.

Respeta a los mayores. No esperes que nadie te mantenga pues tal vez recibas una herencia o, tal vez te cases con alguien rico pero, nunca sabrás cuánto durará.

No te hagas demasiadas cosas en el pelo porque cuando tengas 40 años parecerá el de alguien de 85.

Sé cauto con los consejos que recibes y ten paciencia con quienes te los dan. Los consejos son una forma de nostalgia. Dar consejos es una forma de sacar el pasado del cubo de la basura, limpiarlo, ocultar las partes feas y reciclarlo dándole más valor del que tiene... Pero hazme caso en lo del protector solar.

Jajaja... Yo sé, por experiencia propia, a qué se refiere esta dama en cada letra que escribió. Quizás mañana, escriba mi propio monólogo... quizás. :D.

abril 18, 2011

Algunos días sin escribir.



Y así pasa en la vida, nuestro tiempo se vuelve algo distinto y aprendemos a apreciarlo de formas desconocidas. Hoy es Lunes Santo y tengo un poco más de tranquilidad en la oficina. Así que, por qué no… a escribir un poco en mi átic0. Bueno, este viejo titán está en mejor forma que hace algunos meses, y, a pesar del desastre en Japón, el mundo sigue dando vueltas.

He estado sumergido completamente en mis proyectos personales, y gracias a Dios me ha ido bastante bien. El tiempo de escribir ahora se ha dedicado al Gym, por lo que se podría decir que ahora solo escribo para mí mismo. Recuerdo cuando escribí: “Una palabra en sí no importa, lo que importa es su significado. Un Ático nace de la esperanza de aquello que no queremos olvidar, o de aquello que queremos que sea eterno. Así nace una amistad, así surge el amor, y así perdura la vida: de pequeños momentos... que duran para siempre”. Siempre lo he dicho, lo verdaderamente importante en esta vida, son las pequeñas cosas; ellas son las que hacen las grandes diferencias.

Más de mil réplicas en Japón, en un mes, me parecería algo imposible. Pero no es así, aún sigue temblando la tierra. Siempre he dicho que nosotros (humanos) debemos adaptarnos a los cambios naturales de nuestro planeta. A nivel de vidas y daños es un desastre, pero a nivel geológico es un proceso natural. Aunque debo admitir que es algo sin precedentes en la historia. Japón es un pueblo que siempre he admirado respecto de su cultura clásica y su respeto por la tradición. Fue una de las primeras culturas que estudié, y como se nota, quedé fascinado por su forma de pensar y actuar. Estoy seguro que saldrán de este problema y serán los arquitectos de un nuevo Futuro. La energía nuclear… ¿debo referirme a eso? Creo que mi opinión está parcializada. No apoyo nada que pueda acabar con medio planeta en unos pocos días. Si bien podría decirse que este desastre nuclear se debió a la ergonomía estructural de la mentalidad japonesa aplicada al proceso Nuclear, ningún escenario anterior indicaba la magnitud de los sucesos que provocaron el mismo. En este sentido, el daño está hecho y el problema está ahí… solo hay que resolverlo.

Por otro lado, jamás pensé que vería un F-15 rompiendo la velocidad del sonido sobre el techo de mi casa (de ahí a ahí... jajaja), algo grandioso. Con motivo del espectáculo aéreo del centenario de la Aviación Dominicana, tuve una experiencia que jamás pensé que tendría. Sin embargo, volviendo a la Semana Santa, creo que necesitaré un par de días para arreglar mis cuchumil herramientas ( mi papá anduvo entre ellas)... y creo que me tocará hacer un poco de desastre en casa (reparar, podar, mecaniquear, etc.). Ayer terminé de instalar la nueva configuración de mi Home Theater (7.3: sip, 7 canales y 3 subs)… por cierto, a la gente de Harman/Kardon: por favor, así como invierten en calidad de piezas y sonido (excelente), inviertan unos pocos centavos en hacer que las instalaciones en pared sean un “poquitico” más simples (tres tarugos en ½ pulgada y pasar el cable dentro de espacios tan reducidos, implican que uno termine con las yemas de las dedos adoloridas).

Y para terminar, una de golds. Mis goldfish, tuvieron su camada veintialgo. Ahora tengo unos 18 adultos (sí, de los primero, tienen unos 5 años y medio) y unos 50 microbios (alevines). Solo los locos criamos peces, ello implica más constancia y determinación que la mayoría de mascotas, pero así es el mundo: simplemente complejo. Por cierto, espero que termine pronto esta sequía: me he hecho un experto en reciclaje de agua.

Feliz Semana Santa. Y, PRUDENCIA... ante todo.