octubre 25, 2016

A mis 38.


Primer año de la última década que no tengo audiencia(s) el día de mi cumpleaños… aunque en la oficina querían engañarme para que fuera (fiesta sorpresa). En esencia, se me juntaron tres (3) bizcochos de chocolate, rellenos de chocolate y bañados en mucho chocolate (algo así como mi preferido)… algunos desarreglos deben hacerse en la vida, todo por la familia.

Pasar este día en familia, compartiendo y reflexionado sobre lo sucedido en el año que pasó: esa, es la regla. La excepción, bueno, aún no la tengo. Feliz cumpleaños para mi; y que, yo siga siendo el mismo muchachito independiente (jodón), aventurero (malcriado) y terco (mañoso). Si pierdo esa esencia, sería solo un adulto responsable y maduro (jajaja). “Madurar… eso, es de frutas”.

P.d. Quizás la lectora o el lector, no entienda la ironía; así que en esencia, le diría que soy uno de los tres (3) hombres más rectos y responsables que usted conocerá en su vida; sin embargo, disfruto de mi familia como si fuera un niño, bueno, con habilidades sobrehumanas. A nada le temo, todo lo puedo y disfruto cada momento como si fuera eterno. Algo así... y sí, mi deseo es vivir unos ciento y tantos años. Bueno, si Dios lo permite (sino, el mundo seguirá dando vueltas como si nada).  

No hay comentarios.: