septiembre 29, 2006

Algo digno de escucharse...


Si bien este "loco", no imita tan bien el sonido del Supra (hace reir como quiera), el Honda Civic "Hatchback" le quedó perfecto. La verdad es que quien ha tuneado un "hondita", sabe que el sonido es idéntico. Yo le doy un 9/10.
Y por si acaso no lo notó, todos los sonidos provienen de la boca del "conductor". Los carros están apagados. Hay mas locos que yo...jajaajajjajjajaj

septiembre 28, 2006

Historia de un tirano III.

Una vez el joven llegó al Instituto de Física Avanzada de la República Dominicana (INFAREDO) donde laboraba y estudiaba, inmediatamente buscó a su mentor. La principal "habilidad" de este orientador, era el dominio de algunas lenguas “muertas” como tocario, celtíbero, etrusco, hitita, latín, sánscrito, polabo, y Manés. Impartía dentro del Instituto la materia de Astronomía, y era famoso por su teoría sobre “Tormentas solares y flujo de protones”, por lo que era el indicado para obtener la información que no poseía el joven.

Luego de contarle lo ocurrido y la enorme duda que tenía por no conocer de aquellos hechos, el mentor “sonrió”, y no le dijo nada más que: “Es cierto, vuelve a verlo mañana… a ver qué te dice”.

Aquella noche, el joven la pasó investigando sobre esa parte de la historia y de los sucesos que desconocía, pero que debía conocer, por la magnitud y el tipo de hechos de los que se trataba. Por más que busco en las bases de datos, no había nada de “gran guerra”, “cometa” o “pulsos electromagnéticos”, relacionado a lo que le había dicho el anciano. ¡No durmió!, estaba impaciente por saber…

Amaneció sentado en el mismo banco del parque: pudo apreciar el amanecer, el canto de las aves, el olor de las flores, el rocío, las nubes… y la belleza de una joven que trabajaba en un “Café” al frente del parque. Pudo apreciarla desde sus zapatos hasta la forma de “jugar” con su pelo. Ella era preciosa, sublime, un verso perfecto en armonía, para su deleite...
¡HEY!, dijo el anciano, tu sí que estas entretenido. El joven, en un sobresalto no ocultó su ansiedad por saber y comenzó a explicarle su desconcierto, sus dudas, y su deseo de aprender sobre aquellos sucesos, casi salivaba de la ansiedad por aquella información, la cual tenía una gran utilidad práctica para el desarrollo de sus teorías sobre la inmutabilidad de los fenómenos naturales.

El anciano le dijo: Ves esa joven, es hermosa ¿No crees? … sí, dijo el joven. Es delicada, dulce y alegre; compro mi café allá todos los días, y siempre me regala una sonrisa. Ten y ve cómpramelo, y le dices que se ve igual de hermosa que todos los días. Para aquel momento, el joven “atemorizado” por tanta belleza, había olvidado hasta su propio nombre.

¡Uuun café para llevar, por favor!, le dijo el joven a la señorita. Inconscientemente le dijo “te ves tan hermosa como todos los días”. Ella sonrió… Al ver sus ojos, con ese brillo y profundidad, y esa sonrisa, el joven se perdió en ellos. En aquel momento no existía nada más en todo el firmamento. El amor lo había “flechado”.

Con una sonrisa burlona la joven le preguntó: ¿Cómo lo quieres? (Como quieras… pensó el joven)… no lo sé, dijo, es para aquel señor (señalándolo con el dedo). Ah, mi abuelo; el café es gratis, el es el dueño…
¿Qué haces? preguntó la joven, él contestó soy físico, discuto una visión y algunas teorías con tu abuelo. Ella le dijo sonriendo, yo soy bióloga, lo ayudo con este negocio porque me gusta conversar con las personas y me ayuda a pagar mis estudios. Le entregó el vaso de café al joven, y éste, dentro de un profundo suspiro, le dijo: ¡hasta luego!
El pobre joven solo pensaba en aquellos ojos y en esa preciosa sonrisa que le había iluminado el día, no escucho nada más, estaba idiotizado por aquella delicada dama… Ella le dijo sonriente: adiós… ¡tirano!

septiembre 26, 2006

Una explicación.

Ayer me tocaron el tema sobre la diferencia de mis actos en mi blog, y en otros blogs, por lo que debo dar esta breve explicación.

Para mi dicha y mi desdicha soy el tipo de persona al cual le llamamos “buena gente”, a veces demasiado. Me llevo bien con todo el mundo, hasta con mis contrarios (en los casos). “Paliguayo”, diría un haitiano. Me dedico como parte de mi profesión a buscar las vulnerabilidades de las cosas y a corregirlas, o a la inversa a atacar por las mismas. Trabajo solucionando los "problemas" de la gente, y lo disfruto de corazón. Me encantan los retos, y no hay reto más grande que el ser humano. Una de mis virtudes es que hago ver “fácil” algunas cosas mas complicadas que el carajo; o vuelvo muy difícil algo sencillo. Por eso valoro lo simple de lo complejo. Pero todo lo que hago siempre tiene como objetivo llegar a un fin correcto o justo, aunque no parezca.

Se preguntarán por qué a veces soy tan fastidioso y otras no; esa marcada dualidad entre lo correcto y "el incorrecto". Mi única intención es la de que suban sus defensas frente a cualquier clase de loco que anda por ahí “navegando”, y créanme que los hay. Por eso fui cauto y dije una vez “písenme el freno” si me paso. Sí, los blogs son simples espacios (de expresión), pero son un reflejo de ustedes, así que cuídenlos como parte de cada uno. Nadie puede atacar sus ideas de forma incorrecta u abusiva.

No puedo negar que no soy ese bocón, mal hablado y jodón que molestó tanto en varios blogs, es mi peor lado. Pero ya ese aspecto de mí no lo volverán a ver, porque ni yo lo soporto. No duden en mandarme a callar, a llevarme la contraria, o a decirme que deje de escribir en sus espacios, porque contrario a lo que puedan creer no devolveré la piedra, corregiré el problema si lo hay. Si quieren preguntar algo, o alguna duda, exprésenlas; no presuman o deduzcan, las apariencias engañan.Tampoco están locos, hice un par de cambios por el bien de nuestra comunidad. Y tranquilos, en esos blogs "conflictivos", no volveré a escribir JAMÁS, para no empeorar las cosas.

septiembre 24, 2006

A más de 300Km/h … sin combustible.

Hacia donde vamos en el futuro, no lo sé. Vivimos en la era de la innovación, cada día hay algo nuevo y revolucionario. Quien conoce de autos eléctricos o de los llamados “Híbridos”, sabrá que el principal problema de este tipo de vehículos es su velocidad final, y directamente proporcional a la misma, su “rendimiento” en cuanto a su autonomía de recarga.

Desde hace unos años, el mercado de autos eléctricos ha ido en ascenso, con competencias muy reñidas a nivel tecnológico y mercadológico en cuanto a los "concept cars" de este tipo, por eso se han implementado y mejorado las prestaciones de los mismos para hacerlos mas “atractivos” en relación a los autos de combustión interna; claro, originado todo por la crisis petrolera internacional, y el cuidado del medio ambiente (cero emisiones), o al menos eso nos dicen.

Hace unos días tuve la oportunidad de ver una prueba de este sedan japonés de casi cinco metros de largo, el Kaz Eliica, llamado así por sus siglas en ingles: “Electric Lithium-Ion battery car”. Tecnológicamente es como un celular de cuarta generación, pero con ruedas y asientos.

El Eliica fue construido por el profesor Hiroshi Shimizu de la Universidad Japonesa Keio, inspirado en su visión de que para el año 2040, de seguir produciéndose a nivel mundial los niveles actuales de Co2 (dióxido de carbono), producto de los desechos del proceso de combustión de los derivados petróleo, habrá una crisis mundial. Por lo que se deben buscar soluciones antes de que las reservas del “oro negro” se agoten. Está en lo correcto el prof. Shimizu. Este car concept está respaldado por 38 empresas e instituciones, por lo que puede apreciarse que es algo serio. ¿El carrito tendrá buena música o habrá que tunearlo?

El KAZ (que significa Paz) es la evolución de otros seis vehículos eléctricos. Tiene ocho ruedas, cada una de las cuales consta de un motor eléctrico independiente. Su capacidad es de ocho personas. El último prototipo del 2004 acelera de 0-100Km/h en solo cuatro (04) segundos, con una velocidad máxima superior a los 370km/h en pista. Dura unas 10 horas de recarga total, es muy estable, cómodo y espacioso; y los prototipos en venta cuestan unos US$400,000.00, por si le interesa. Está disponible en una versión “speed” y en otra de “aceleración” o “torque”. (solo hay 200, apúrese).

Tiene una potencia total de unos 640 HP (caballos de fuerza: algo así como un Lamborghini Murcielago, para que entiendan), distribuidos en partes iguales entre sus ocho ruedas. Su creador aspira a una autonomía de recarga de 600 kilómetros, ya supera los 200Km, lo cual es excelente.

Lo interesante de los “cacharritos” eléctricos es que son muy espaciosos. El profesor Shimizu ha tenido una excelente visión ergonómica de su concepto Eliica y ha adaptado toda la estructura del automóvil de tal forma que ha logrado un vehículo “liviano”, potente y excelente en cuanto a su performance. Este cacharro superó en velocidad final a mi máquina mas sublime sobre la tierra el “Bugatti Veyron”, una obra de ingeniería automotriz de 16 cilindros montados en “W”.

Anímese, en un país de “bulto”, que son US$400,000.00, pronto veremos alguno aquí en República Dominicana. ¡Espérate! … ese pájaro es eléctrico, hay que recargarlo con las EDES (Empresas Distribuidoras de Electricidad). Consejo: súmele al precio del carro, el precio de la planta eléctrica para “recargarlo”; o solo le podrá tomar fotos pal “bulto”, porque contando con electricidad en el 2040 todavía estaremos hablando de apagones.

septiembre 21, 2006

El Arte de la Estrategia: Bushido

No voy a hablar propiamente de samurais, sino de su forma de ver las cosas. Desde niño soy “adicto” a las armas blancas, pero el sable japonés es mi preferido, tanto que hasta me aprendí como fabricarlo, mantenerlo y respetarlo. De ahí llegue al credo bushi, y a su forma de ver las cosas.

La palabra Bushido, literalmente se traduce en "El Camino del Guerrero", se desarrollo en Japón entre los siglos IX-XII. Era un código moral para la casta conocida como “samurai”. Guerreros orientados esencialmente hacia el respeto, la dignidad y el honor. El bushido originó un modo de vida para mantener a una nación a través de sus tiempos más problemáticos. En este “caos” originado por influencias extranjeras es que surge la figura del guerrero samurai, el cual encarnaba la virtud de la sociedad japonesa tradicional.

Alejemos desde ahora estos dos aspectos dentro del tema bushido: a) La soledad, derivada de la meditación Zen, tendiente al auto-control y carencia de emosiones; y, b) La forma de visualizar la muerte, derivada del budismo (reencarnación)... se vive con dignidad, no se muere con ella.

El bushido se basa en siete principios. Digo “se basa”, porque aún en nuestros días mantiene su vigencia en muchas zonas rurales del Japón moderno. Y aquí en el “occidente” lo han querido implementar como “moda”, bien distorsionada por cierto. Estos principios son:

1.- Honradez y Justicia. Sé honrado en tus tratos con todo el mundo. Cree en la Justicia, pero no en la que emana de los demás, sino en la tuya propia. Sólo existe lo correcto y lo incorrecto, no hay término medio.

2.- Valor Heroico. Álzate sobre las masas de gente que temen actuar. Ocultarse como una tortuga en su caparazón no es vivir. Debes vivir la vida de forma plena, completa, maravillosa. Reemplaza el miedo por el respeto y la precaución.

3.- Compasión. Luego de convertirte en rápido y fuerte, debes aprender a usar tus habilidades en bien de todos. Ten compasión. Ayuda a tus compañeros en cualquier oportunidad. Si la oportunidad no surge, sal del camino para encontrarla.

4.- Cortesía. No tienes motivos para ser cruel. No necesitas demostrar tu fuerza. Sé cortés incluso con tus enemigos. Sin esta muestra directa de respeto no eres mejor que los animales. Recibirás respeto no solo por tu fiereza en la batalla, sino también por tu manera de tratar a los demás.

5.- Honor. Tu propio honor será tu único juez. Las decisiones que tomas y cómo las llevas a cabo son un reflejo de quien eres en realidad. No puedes ocultarte de ti mismo.

6.- Sinceridad Absoluta. Si dices que harás algo, es como si ya estuviera hecho. Nada en esta tierra detendrá en la realización de lo que has dicho que harás. Hablar y Hacer son la misma acción.

7.- Deber y Lealtad. Haber hecho o dicho "algo", significa que ese "algo" te pertenece. Eres responsable de ello y de todas las consecuencias que le sigan. Las palabras de un hombre son como sus huellas; puedes seguirlas donde quiera que él vaya.

Como abogado, tengo la doble función: picapleito y consejero. Desde el segundo aspecto, no hay cosa más difícil que tratar con personas. Dado el escenario problemático en que se te presentan: se ocultan, te mienten, te desvían, manipulan; en fin, crean su “mundo” y te lo tratan de mostrar como “real”, para convencerte que están en lo correcto. Con el paso del tiempo tuve que desarrollar dos pilares del credo bushido para sacar mi propia “verdad” de las cosas: adaptación e improvisación.

Todas las personas usamos máscaras, nos escondemos a veces incluso de nosotros mismos. Ya hace mucho rompí la mía, trato de ser yo en donde sea, y con quien sea, quien no me quiera, amén. Por esto saco el tema del bushido; su esencia moral es: “defiende lo que eres, no lo que otros quieren que seas”. No he conocido en toda mi vida 2 personas iguales. Eso es lo maravilloso de cada uno, lo que nos hace especiales.

Me encanta enchinchar (molestar) personas, con el único objeto de hacerlos entender que son especiales tal y como son; y a la vez, que son burrísimos por querer “adaptarse” a otros. Sea usted mismo siempre, donde sea y con quien sea.

Solo queda decir: “no mente”… no hay traducción correcta para esta expresión, si sabe su significado, lo felicito. Me tomó tiempo comprender esta filosofía y el secreto está en la práctica. Tomemos lo bueno de una cultura milenaria y tratemos de practicar la concepción moral de lo “correcto”. Que la mente sea tu sable y tu astucia tu armadura, no necesitas mas.

septiembre 19, 2006

Moenia & Morbo (synth pop)

Si tengo que meter la mano en fuego por un género musical, me voy por la música electrónica, en especial por el subgénero “synth pop”. El rock y las baladas fueron mi cuna, de ahí pasé al merengue: el pobre Juan Luís Guerra en casettes (no había CD en esa época); la salsa: Gilberto Santa Rosa, Rey Ruiz, Jerry Rivera, etc.; el rap, y la música de prietos (es un género que ni clasificación tiene: es una mezcla entre rap, reggae, hip hop, y como 5 desgracias mas, si no le gusta, usted es racista; y, si le incomoda dígaselo al prieto que va en el carro atrás, al lado de los woofers de 15”, el lo hará entrar en razón).

Este tipo de música es de tipo "bulto”, originada en EEUU (pandillas): más vale el equipo de música que el carro en sí, se usan woofers de 12” en adelante, no subs, y se ponen en “bandeja”, nada de cajones, el carro siempre tiene los cuatro vidrios abajo y una planta (amplificador) que le mata la batería en 5 minutos con el carro apagado (el que lo monta no sabe de eso, pero suena duro). De ahí pasé al dance, con las mezclas (mix), el pop rock, el trance, y luego acabé con el rock en español; y en fin, con todo lo que suene.

Loco al fin, uno de mis pasatiempos era componer “baladas”, para derretir el corazón de las féminas… pobre infeliz (vendiendo chinas hubiera ganado más). Ahí me cogió con armar un grupo de rock llamado “el Atico”, de ahí el nombre de mi madriguera. No cantaba, no sabía ningún instrumento, me faltaban los cuartos ($$$) y los demás integrantes… ¿que tenía? Nada, solo sueños. La idea era hacer rock pesado por un lado y baladas por el otro, si me hubiera llevado de mis ilusiones hoy tal vez estuviera muerto por sobredosis, drogas, sida, alcohol, etc., pero me hubiese ganado muchos $$$, y hubiera muerto irresponsablemente feliz.

Luego, en el 2001, mi hermana mayor fue a hacer una Maestría a México y me trajo de regalo un CD de un grupo Mexicano llamado “Moenia”. Para resumir, mi cuadra entera tuvo que haberse aprendido “completo” el CD doble llamado “Exitos” de este grupo, lo ponía desde la mañana hasta la noche. El vecino que no se sabia el número de teléfono de mi casa, se lo aprendió. Desde ese día, soy un loco con los grupos “electrónicos” que incorporan elementos en base a sintetizadores en sus composiciones. Y con las canciones “trance”... vocalizadas por damiselas.

Recuerdo que la primera vez que vi el video de “manto estelar”, cuando empezaron a cantar, me dije: ¡ven acá! ¿Y el calvo?... (Juan Carlos Lozano)… ahí me enteré que se había separado del grupo para iniciar su proyecto “Morbo”. Bueno, tengo todas las producciones de estos 2 grupos (en audio y parte en videos), y miento si no digo que son excelentes tanto en la acústica, como en las letras; este fin de semana un amigo me consiguió el primer CD de Morbo (homónimo), y valió la pena esperar 2 semanas para que me lo “consiguieran". Misma tendencia, ritmo similar, pero su toque particular que lo distingue de Moenia. Ya tenía desde hace un mes su segunda producción “electroguitarpop”, también magnífica. Recomiendo ambos grupos, Moenia & Morbo, para aquellos que disfrutan de una propuesta romántica, del tipo electro pop o synth pop, en las cuales cada canción tiene una historia propia, un sentimiento o un deseo.

En nuestro país, el grupo Morbo no ha tenido la pegada de Moenia, pero sus letras, ritmos y melodías son iguales o superiores a Moenia. Recomiendo que escuchen “se me acaba” y “ya estoy aquí”. Algunos elementos son mas acústicos, tipo rock, pero no pierden su esencia lírica erótica.

Morbo:

Moenia:

septiembre 17, 2006

Un Mes...

Ya llevo un mes en la “blogger experience”. He escrito más en este mes, que muchos blogueadores en un año. Hablo demasiado y como tal, escribo demasiado. Me entretiene, y es bastante reconfortante sacar a flote “residuos” cerebrales.

Comencé a escribir como una forma de “descomprimir” mi cerebro de las presiones laborales, y me ha funcionado bastante bien. A ver: estoy loco, soy un maniático, tengo tendencias obsesivas, y "ataco" demasiado (algo normal en mi profesión), pero me gusta el hobbie.

Ahora me entretendré un poco más con el psicotrauma, mi futuro y las personas. Para mí, yo soy lo mas importante del mundo; si no me quiero, nadie mas lo hará. Sin embargo, para los demás el mundo sigue girando, así que trataré de incorporar una visión más “general” de las cosas.

En este mes, lo que mas me ha llamado la atención, es esta frase: “No es lo mismo vivir, que sentirse vivo”. Es una realidad, y casi me olvido de ella, así que trataré de aplicarla mas a menudo.

A ver que nos depara el futuro…

septiembre 15, 2006

La "Plantita" Nuclear Dominicana.

Imagínese esta postal turística: Una pareja de esposos agarrando un pez con 3 ojos, y de fondo un hermoso reactor termonuclear con una “RD” grandísima, para que nadie se equivoque del lugar. (Algo así como en los Simpson, pero de verdad).

El aumento del consumo energético en nuestro país, y el proyectado para los próximos 30 años, unido a los conflictos petroleros que vivimos hoy en día, han hecho que las energías alternativas vengan a ocupar nuevamente un puesto significativo en el debate público. Una de las opciones “viables” que se ha planteado en nuestro país es la de instalar una “plantita” nuclear.

El lío viene por las declaraciones del Canciller de la República Dominicana en Argentina, y por las del Embajador de Argentina en nuestro país, el cual nos “ofreció” la instalación de una planta nuclear de 10 a 100 megavatios destinada a la producción de energía barata, con máxima seguridad, con todo el servicio de mantenimiento y… ¿sin desecho nuclear? (embuste).

¿Pero ven acá, un reactor de 10 a 100 megavatios?; y, ¿en Francia no es que están construyendo uno de 1.600 megavatios? La diferencia como que es grandecita… un poco de uranio más, un poco de plutonio menos ¿Qué importa?... MUCHÍSIMO; en resumen, adiós Caribe y Norteamérica.

Los reactores termonucleares son de funcionamiento relativamente sencillo: un material radioactivo (uranio o plutonio) en el centro de un reactor, un flujo constante de agua que al hacer contacto produce vapor, el cual sale por válvulas hacia una turbina que es lo que produce la electricidad. Es un proceso “fácil”, salvo que para apagar un reactor se necesitan "horas" (fugita+horas= ????). Sin embargo, en América Latina solo Argentina, Brasil y México producen este tipo de energía.

La tecnología termonuclear ha avanzado considerablemente desde la Segunda Guerra Mundial; Imagínese, Francia tiene más de 55 reactores, y yo no he visto ninguna francesa que tenga "deformaciones", salvo las naturales. Sin embargo, en nuestro país este tema abarca tres aspectos básicos: la seguridad; la capacidad técnica; y, la rentabilidad económica.

La seguridad dependerá de quién, cómo y dónde se instale el reactor. Los puntos débiles son las tomas de agua y el transporte del “material”. Ven acá, yo no me imagino un reactor nuclear en República Dominicana sin un perro “viralata” pasillando; o un técnico sin una “fritura”. Me imagino el siguiente escenario: “Se me boto el refresco sobre la consola… y... yo no sabía que los controles de flujo del reactor 3 podían hacer cortocircuito…” Barbarazo...

No es por nada, pero los argentinos solo tienen 2 reactores, y ya “venden” tecnología nuclear. ¿Cómo cuantas torres eólicas, paneles solares, hidroeléctricas, o plátanos, se pueden compran con dos mil millones de dólares? Hasta a mí me compran por menos que eso, es mas, con Ingrid Grudke (argentina), me basta.

¿Dónde instalar el reactorcito? Si es en el Este, con la primera “fugita”, nos vamos TODOS, por los vientos alisios. El problema del Sur es el agua, si falta este preciado líquido: o se apaga la plantita, o seremos “el Chernobyl del Caribe”. En el Norte, véalo así: ¿EEUU permitiría que unos “Ruyíos del Caribe” instalaran un reactor termonuclear (no vendido por ellos) frente a sus costas? La respuesta será siempre NO, salvo que “ellos” nos lo vendan, y lo operen. O es que usted cree que todavía hay “indios”.

Lo importante para nosotros, si se nos ocurre meternos en este asunto, es que debemos tener bien pendiente: ¿en dónde y cómo se construirá el reactor?; ¿quién lo manejará? y ¿de qué manera se tratarán sus desechos?

Ahh! Para mis amigos de Greenpeace, en los próximos 25 años se contemplan construir a nivel internacional de 200 a 400 reactores nucleares; así que, o nos “cocinan” ellos, o los cocinamos nosotros, solo es cuestión de tiempo. Empiecen a ahorrar para botes nuevos.

Y otra cosa, los "argentinos”, y su 3ra plantita “Atucha II” les costaría allá, sólo en su construcción unos US$ 1.900 millones y según cifras preliminares, US$ 10 millones anuales en mantenimiento (fuente: http://www.eldiario.cl/shnoti.asp?noticia=13552), por lo que si negociamos, habrá que ver qué se negocia; al fin y al cabo, negocios son negocios, ¿no embajador de la hermana República de Argentina?

Soy síncero, (no sincero), tomando como parámetros los costos operacionales, de producción y mantenimiento, el único beneficio de la energía termonuclear es la reducción de CO2 en el ambiente (menor calentamiento global). Nosotros somos una "islita", no calentamos ni en un 0.000002 el planeta, así que dejémosle a los "grandes calentadores" su energía nuclear, y centrémonos en producir nuestra energía con lo que sí tenemos: sol, agua, viento y mujeres.

septiembre 13, 2006

Deportes cuasi olímpicos: La Plaquita.

Cuando era un chamaquito, recuerdo que casi no había ningún juego electrónico. Todo era muñecos, juegos educativos, espadas, pistolas y escopetas de mito, guantes, bates y pelotas de todo tipo. A veces los pobres juegos no pasaban del primer día, por el maltrato. Según fui creciendo pasé a los juegos de muchachos, basketball, pelota, skateboard, bicicleta, etc. Así como a los deportes "cuasi olímpicos" (se juegan con el corazón, no con $$$), los cuales eran promovidos por los limpiabotas de la época que pasaban por el barrio, hoy con el hambre que cargan los pocos que quedan, el único juego que se saben es “esto es un atraco”...

Entre estos juegos se destacan:

-La vitilla: Deporte extremo que necesita un palo de escoba como bate, de 3 a 5 tapas de botellón de agua “calibradas” y un dominio del arte de "pichar" una vitilla.

-El fufu: Artificio de guerra diseñado con una tapita de refresco “machaca” con una piedra, dos hoyitos y un hilo de gangorra, acelerado por oscilaciones, el que primero le corte el hilo al otro (o el dedo, porque son filosos los malditos) gana, aunque sea experiencia; y claro está,

-La plaquita: es un juego sencillo, compuesto por: 1) dos placas de carro dobladas en “[“, de tal forma que puedan pararse en la calle; 2) dos bates (palos de madera gruesos); y 3) una pelota de goma. Bueno compre 5 pelotas, si por su casa hay perros o viejas amargadas de esas que pican las pelotas.

Se pinta un cuadro del tamaño de la placa doblada, ahí va apoyada la punta del bate, las placas se colocan a unos 7 metros una de la otra, en contra cara. En cada lado hay dos personas el bateador y el receptor (que también funge como pitcher del contrario) el objetivo es tumbar la placa del contrario, con puntería, o agarrarlo “fuera de base” y sacar el out. Si al receptor se le va la bola los bateadores corren entre las placas, anotando de a dos carreras por vez, llegué a jugar juegos de 30 carreras y otros de 150, eso dependerá de la fiebre y de la visibilidad nocturna (palos de luz).

Un día jugando plaquita en la calle, estábamos como 8 muchachitos entre 12 y 15 años, era de tarde, mi amigo Mario dio un buen batazo lejos (los contrarios eran Chavo y Cristian), estábamos corriendo como locos, y chavo le gritó a Cristian ¡tírale a la placa!... Mario me dijo ¡corre!, y NO BATEES… cuando las cosas van a pasar… Mario dejo pasar la bola que venia por su lado de la calle como un chuchazo, pero estaba tan bonita que la batieee… !diantre¡, fue un palo histórico, de lleno en el bate (palo de piñón), según levanté la vista, ahí estaba el vecino a dos casas, con su madre de unos 80 años (por suerte no la mate)… recuerdo que la pelota (goma maciza) pico una vez, hacia la derecha… calculo que le tuvo que haber dado medio a medio de la espalda, en el momento en que se subía a la yipeta del hijo… solo recuerdo que uno voceo ¡va a tras de ti!...; ni Feliz Sánchez me hubiera ganado corriendo. El instinto animal de supervivencia salió a flote.

Corrí en línea recta hasta las cerca de la Secretaría de las Fuerza Armadas (unos 400 mts) y después doble hacia el Sur hacia el Mirador (unos 300 mts). Recuerdo que como a la hora del ajetreado día, me encontré con Elvin (otro del grupo) sentado en el Lago del Mirador, y me dijo que no volvía por esos pedazos por un buen tiempo... ¡y yo, que vivía a 2 casas del suceso!, arranqué mas asustado que el diantre, me imaginaba a la Policía en mi casa. Pero cuando llegué todo estaba tranquilo, ahí suspiré.

Como a la semana me enteré que el pelotazo dio en la goma trasera izquierda de la yipeta, y le rozó al vecino, pero el mismo se regó por el hecho. Sin embargo, cada año, con el de cambio de placas, ahí estábamos todos, “el equipo". Con el paso del tiempo se llegaron a romper tarros finos, vidrios de carro, un par de dientes (de los de verdad), bombillos y un cuadro de la casa de Chavo. Ya casi no nos juntamos, muchos viven fuera, así que solo nos vemos ocasionalmente, pero nos explotamos de la risa por aquellos viejos tiempos.

septiembre 11, 2006

Le regalo a una dama...

Para que nunca me digas
Que no te obsequié nada:
Te regalo esta rosa,
La corté de mi alma.

No podrás olerla,
Tocarla o alzarla;
Pero podrás disfrutarla
En cada mañana.

Te regalo esta rosa,
Y con ella un motivo;
Para recordarte que aunque no exista:
Siempre estará contigo.

septiembre 09, 2006

El Secreto de los Moais.

Hace ya muchos años que la Isla de Pascua era un enigma para mí, como explicación a los orígenes del ser humano. Es el punto habitado más lejano de la tierra. Está situada en el Pacífico, a unos 3,600 kilómetros al oeste de la costa de Chile. La isla está llena de petrogrifos sobre raros seres “marinos” y tiene los más asombrosos colosos de piedra sobre la tierra, los moais. Están tallados en una única pieza de roca volcánica, extraída de una cantera ubicada a varias decenas de kilómetros de donde están colocados. Se conocen más de 800 moais de entre 4 y 20 metros. Algunos autores señalan la isla como la única sobreviviente de un continente “perdido”… la Atlántida? ...No sé.

En un documental sobre la isla pude observar un objeto, parecía una daga de madera, era una figura escuálida de unas 12 pulgadas de largo con cabeza de ave, pero no tenía plumas sino dedos muy largos. Solo se conocen unos 4 objetos similares, ninguno igual al otro. Aquella figura parecía un “extraterrestre”. De este tipo de figuras, que se haya además en los petrogrifos de las cuevas, es que surge la idea de que los moais habían sido construidos por seres “caídos del cielo”.

Los habitantes de la isla, los rapa nui son descendientes de inmigrantes polinesios que debieron haber navegado mas de 2,700 km hasta llegar a dicha isla. Supuestamente nunca desembarcaron en tierra firme de América; sin embargo, sus embarcaciones y las construidas en el lago Titicaca por los Incas son muy similares, coincidencia… NO. Las tribus Olmecas, hacen referencia al igual que la tradición de los rapa nui a hombres blancos, de cabello rojizo y orejas largas. Por si no lo sabía, los vikingos fueron los que descubrieron a América, doscientos años antes que Christopher Columbus (Cristóbal Colón). Parece ser que llegaron a nuestro continente por las islas polinesias. Hay asentamientos en Canadá, que confirman esta hipótesis. De igual forma, los antiguos pueblos sur y centro americanos también cuentan en sus leyendas sobre estos “extraños seres” que surcaban los mares; al parecer trataban de dar la vuelta al mundo.

En algunas teorías, la isla de pascua, la ciudad de Angkor Thom, Keops (la mayor de las pirámides de Giza), la pirámide del Sol en México, así como una vieja ciudad sumergida cerca de Indonesia cuya puerta, según leyendas lleva al “inframundo”, son considerados por varias culturas como “ombligos del mundo”; es decir, los puntos donde “surgió” la vida, donde se encuentra el origen del ser humano. Lo raro es que todas estas construcciones están erigidas y orientadas hacia una estrella específica, y con una geometría y cálculos similares, aunque existen siglos de diferencia entre sus construcciones y en la historia de sus pueblos; pero todo parece indicar que hay un ancestro común. Si no me cree, pregúntele a los Chachapoyas (extintos) cómo aprendieron a momificar o a construir estructuras de piedra.

A lo largo de su historia los rapa nui iniciaron un peculiar ritual: largarse de un precipicio, nadar como un loco, escalar un peñasco de piedra filosa, buscar un huevo de un ave del lugar, volver a jondearse, nadar otra vez como loco y si llegabas de primero con el huevo “entero”, usted era el “jefe” de la tribu por un año. Durante ese año, el susodicho no se aseaba mucho, conforme a sus creencias religiosas, de ahí que las figuras representen seres con uñas larguísimas, no son dedos. La cabeza del objeto representa uno de los seres mitológicos, así que dicho objeto sería como un pequeño cetro religioso. También hay mascaras religiosas de tales figuras.

La teoría es que cada moai representa un “ancestro” o uno de estos “jefes”. Sabrá Dios el loco que empezó con el cansito de ponerse a jugar con las “piedrecitas”, y los otros lo imitaron. Así pasa aún en nuestras sociedades. Su construcción es una estupidez: se construyeron igual que las pirámides de Giza e igual que Stonehenge. Sus canteras estaban muy lejos, así que se emplearon el sistema de rodillo, la polea y el relleno, así como una mano de obra "ilimitada". Lo malo de esto, es que estas teorías se han probado bajo métodos científicos, pero a escala, no a tamaño "real".

¿Misterio?... No, turismo.

septiembre 07, 2006

El 7 de septiembre es...

... es nuestro aniversario. (Mecano)

Felicidades a todos los tortolitos y tortolitas que han encontrado quien les dé sentido a su vida en un día como hoy. Nosotros los solteros, seguimos en nuestra búsqueda. Aquí les dejo la letra de esta canción:

Parece mentira
que despues de tanto tiempo
rotos nuestros lazos
sigamos manteniendo la ilusion
en nuestro aniversario
La misma mesita
que nos ha visto amarrar
las manos por debajo
cuida que el rincon de siempre
permanezca reservado
Y aunque la historia se acabo
hay algo vivo en este amor
que aunque empeñados en soplar
hay llamas que ni con el mar
Las flores de Mayo
poco a poco cederan
a las patas de gallo
y nos buscaremos con lo ojos
por si queda algo
El siete de Septiembre
es nuestro aniversario
y no sabremos si besarnos
en la cara o el los labios
Y aunque la historia se acabo
hay algo vivo en este amor
que aunque empeñados en soplar
hay llamas que ni con el mar
El siete de Septiembre es...
es nuestro aniversario.

septiembre 05, 2006

Muchachitos del ayer vs. los de hoy.

Hoy jaraganeando, me puse a pensar de cómo éramos mis amigos y yo en nuestra niñez, y como son ahora. Algunas diferencias:
Ayer...

Yo jugaba pelota en la calle, con palo de madera (no bates), y pelotas de goma maciza de RD$5.00, comprada en un colmado de “La privada”; jugaba plaquita (con placas de carro, ese es otro post); jugaba vitilla (aún la juego, con mis dos sobrinos varones de 8 años); andaba en bicicleta tocando timbres por media capital (si lo hago ahora me dan 3 tiros); me paraba frente a la casa a piropear en siendo mujer “aceptable” que pasara (mi amigo Axel todavía me pelea por dañar su cuadra). Era experto en desarme de fuegos artificiales, sacando la pólvora para hacer nubes de humo (tenía algo de pirómano); la estruendosa bazoka de carburo, ¡diablo! Perdí un 5% de mi audición con tan sutil invento, el record fue con latas de aceite de las grandotas (manicero), se tuvo que oír en Villa Mella en el 94, duro era cuando se abrían; los famosos tira pó, hechos con roscas de llave de agua (bronce) y clavos de acero, detonado con fósforos.

La guerra de coquitos (palma) en bicicleta, todavía me duele la espalda cuando llueve; par de los degraciaitos que jugaban conmigo eran pitchers de pequeñas ligas. Largarse de una loma en yagua, subirse al cohollo de una mata. Huevos podridos en San Andrés… ese día salíamos los hombres, los que no salían por el barrio (Mirador Norte) se los guardábamos para el día siguiente. Con lo caro que están los huevos hoy, mejor es comérselos.

Los limpiabotas de la época hicieron sus aportes al barrio con artefactos tecnológicos, hasta entonces desconocidos para los “capitaleños”:

1) equeibol (skateboard) de cajas de bola y tablones. No hay montaña rusa que iguale la ingravidez producida por largarse en este artefacto en la manzana comprendida entre la avenida privada y Núñez de Cáceres, la 27 de Febrero y la Rómulo Betancourt. Los guayones valieron la pena.

2) carritos de goma (una goma vieja de carro con 2 palos de escoba); y, ponerle un vaso plástico a la bicicleta, dizque para que sonara como motor;

3) el tirapiedra rústico, diantre me botaron en mi casa como 6, porque supuestamente eran peligrosos; con tal ahora tenemos "balas perdidas”.

4) helicópteros de tusa (media tusa de maíz, con una pluma de gallina o gallo en el medio) la largabas para arriba, y “volaba” como por 6 segundos.

Ahora…

Todo funciona con electricidad. Si no hay luz, el muchachito se le vuelve loco, a tal punto, que comprar un aturdidor eléctrico resulta una idea “aceptable”, no “descabellada”. Si el muchachito sale solo a la calle, se lo pueden secuestrar, atracar, etc. Si se pone a tocar timbres, lo más seguro es que su padre caiga preso, o por lo menos lo rellenan con par de boches. Si usted les grita porque JODEN, usted es una mala influencia conforme al Equipo Multidisciplinario del Consejo Nacional para la Niñez y la Adolescencia (CONANI), por lo que fácilmente le quitan a su muchachito. Los muchachitos de ahora no juegan casi en la calle por todos los apartamentos, y porque media capital se parquea en la calle, porque les gusta ver su parqueo del edificio "limpio".

Si el muchachito de hoy se atreve a arrancar un ramillete de coquitos (palma), posiblemente usted caiga preso, por violación a las leyes forestales y de Medio Ambiente. Si el muchachito tiene su Mountain Bike y le pone un vaso, hasta lo paran por la "intranquilidad”, que genera tal inocente inventiva. La “plaquita” solo se juega entre ricos, ya que por cada tres batazos, hay un carro con un vidrio roto. Si usted o un muchachito le dan un “piropo” o un halago a una muchacha, el muchachito es un “fresquito”; usted es un “enfermo”… y ¡cuidao!, que hasta le ponen una querella en la Bolívar (Unidad de Violencia de Género).

Si le regala a un muchachito algún juego que “ensamblar”, ruéguele a Dios que tenga un tío como yo, porque sino, a la semana estarán las piezas regadas. Si al muchachito se le ocurre jugar con pólvora o fuego, le mandan a hacer de inmediato una evaluación psicológica, en cuanto al nivel de su agresividad.

Soy yo, o vamos para atrás como el cangrejo (va de lado, pero esa es la expresión). Mientras mas reprimamos a los niños de hoy, mayores inconductas se producirán en el día de mañana. Se los digo yo, que gocé "libremente" mi niñez (jodiendo). Ahora con trece (13) años te "puyan" con una navaja, o te dan un plomazo; y fuman muchísimo. Sin contar las niñas de 13 años que salen embarazadas porque nadie les dice “nada”.
Es o no es.

septiembre 03, 2006

Historia de un Tirano. Parte II.

A la mañana del día siguiente, el joven volvió al parque, se le había extraviado una pequeña libreta. Cuando fijó su mirada en el banco, ahí estaba el anciano, leyendo su libreta. Al verlo, el anciano le preguntó: ¿Por qué con todos los avances que tenemos usas papel y tinta para plasmar una idea? El joven le contestó: "a veces las cosas mas sencillas son las que dan el mejor resultado".

¿A qué te dedicas?, preguntó el anciano: Física, respondió el joven; salgo a ver los fenómenos naturales para probar nuevas teorías. El anciano contestó: es interesante, los principios de la naturaleza son invariables, sin importar su aplicación. Y ahí comenzó de nuevo… Me encantaban los avances tecnológicos de nuestra época, la era de la “innovación”; comenzó a finales del año 2003, y aún hoy se mantiene. Todos esos aparatos pequeños y multifuncionales; el ser humano pasó a ser esclavo de su propia creación. La competencia cada vez era mayor, innovar significaba “probar” cuanta idea revolucionaria tuvieras; no me mal interpretes, gracias a ello llegué a ocupar mi cargo de mandatario.

Recuerdo que transcurrido el segundo año de mi gestión, propuse al Congreso la división del Poder Ejecutivo en cuatro cargos: el Presidente, encargado de la representación del Estado frente a la Comunidad Internacional (elección directa); y 3 ayudantes (elección indirecta), con igual jerarquía, los cuales se dividían: uno para asuntos económicos, otro para asuntos sociales, y el tercero se encargaba exclusivamente del aspecto administrativo del Estado. Mi idea fue aceptada.

Gracias a todo ese tiempo, viajé por el mundo, con una libreta igual a la tuya, apuntando cuanta concepto interesante apareciera; al llegar aquí lo “adaptaba” a nuestras necesidades. Un ejemplo de ello fue el campo de torres mareomotrices que instalé en el Canal de la Mona, tomé la idea de Alemania, las torres eran móviles, no fijas. Si cambiaba la corriente marina, las torres variaban de posición, para un incremento de la eficiencia mayor al 30%. Igual al tren expreso que bordeaba todo el país, usamos energía electromagnética, con la nueva tecnología de flujo de plasma (4to, estado de la materia); cada vagón se autopropulsaba con sus propios motores, el resultado fueron 420 km/h, no 300 km/h, como los expresos convencionales, lo usábamos de carga y transporte.

Gracias a las nuevas aleaciones metálicas derivadas de la aplicación práctica del cubo de hielo cuántico o “condensado Bose/Einstein” (5to. Estado de la materia), logré construir nuestras ciudades “verticales”: edificios de 2 km de altura, por 5 km de ancho. Ahí se alojaban las empresas y los comerciantes dentro de las ciudades. Obtuve un excedente de energía con la construcción de 8 mega presas: mi prioridad fue abastecer de agua al Sur, e incentivar el desarrollo de la región. Luego de que Haití se organizara, y empezaran a explotar sus yacimientos de petróleo, llegamos a un Acuerdo comercial de intercambio de tecnología, en especial por su producción de automóviles eléctricos. Los demócratas cubanos nos ofrecieron asistencia en Salud y Educación. Después de la Gran Guerra, los vínculos de amistad con nuestras naciones hermanas fue lo que nos permitió salir adelante. El joven expresó: ¿Gran Guerra?... El anciano le preguntó: ¿Qué edad tienes?... Y le respondió: fui clonado hace 3 meses, pero mi programa neuro-cognitivo básico está enfocado sobre la Física y ramas anexas, no incluye toda nuestra historia.

El anciano sonrió y le dijo ¿no sabes nada del cometa, ni de los pulsos electromagnéticos? ¡No!... contestó el joven. !Bueno¡, exclamó el anciano... ya debo volver a mis asuntos, te veo mañana; el joven respondió, sí; también se me hace tarde, gracias por guardarme la libreta…

septiembre 01, 2006

Perfección y Armonía.


Hoy vi en televisión un programa de la cadena Arirang sobre monumentos tradicionales de Korea, y recordé el lema de la cultura oriental: la armonía. Este concepto está íntimamente ligado a lo que conocemos por “perfección”.

No debemos ver el concepto de “lo perfecto”, bajo la idea cuantitativa de 100/100; o como algo inmejorable existencialmente. La perfección se constituye por el equilibrio armónico entre las cosas. Un equilibrio exacto entre lo que es y lo que lo rodea.

El fin de semana ante pasado (domingo), mi hermana menor estaba en el Salón (dándose “mantenimiento”), y tuve la dicha de tener que chubarme solo a mi sobrinita de 3 años. Al ser una niña de apartamento, cuando va a mi casa se "acelera" con el patio. Ese día yo había vaciado un saco de tierra negra en el suelo para regarla en una jardinera. Cuando la carajita vio toda esa tierra junta, se volvió loca y se jondeó en el suelo para jugar con su tierrita. (Nota: La chiquita es tan rabiosa como yo, y no hay quien le quite nada, = yo); le busque un cojincito y me senté como un pariguayo en el medio del patio a las 5:00 p.m. en la grama. En ese momento, al sentarme, mi querida chiquindola, me regaló un palito seco de aguacate, para que jugara con ella (ese regalo no tiene precio). Me puse a escarbar con mi palito, sin complejos... quien me lo iba a decir.

Mientras estaba allí recordé las horas y horas en que me pasaba “jugando con tierra”… no hay juego que pueda comparar esa sensación. Ella estaba feliz, con una carita de “carajita degraciá”. Mientras la cuidaba, mi mente estaba observando cada centímetro a su alrededor, cada retoño de grama, cada piedrecita, cualquier cosa que pudiese moverse o lastimarla. Calculé todas las posibles circunstancias para mantener a esa cosita chiquita y bella, a salvo de cualquier peligro. Por primera vez en mucho tiempo, me aislé del mundo y me concentré en algo que no era “yo”.

No había nada, solo paz y concentración. Me pasé una hora sentado en la grama como un guachimán, atento a mi muchachita. Hoy recordé, que estando ahí me puse a pensar en ese equilibrio “perfecto” entre lo que somos y lo que nos rodea. Recordé como los orientales, dentro de las grandes ciudades, con trabajos de hasta 18 horas, buscan alejarse del “todo”, mediante pequeños detalles que le recuerdan su “naturaleza”, esa armonía: un bonsái, un pez, un jardín miniatura de piedras, etc.

Es increíble como un animal tan destructivo en su naturaleza como lo es el ser humano (solamente equiparable a un virus), lucha constantemente por cambiar su propia naturaleza, y lograr esa armonía; ese equilibrio entre el y las cosas que lo rodean, que encierra el concepto de “perfección”. Hay miles y miles de años de historia del hombre en su búsqueda por la perfección, por ese equilibrio armónico entre sus energías.

Yo soy un simple ser humano, mil virtudes y dos mil defectos. La reflexión va en el punto de que debemos centrarnos en buscar esa “perfección” interna, esa paz propia de un equilibrio natural que nos lleve a ser mejores personas. Con ella, lograremos ayudarnos a nosotros mismos, y a los demás.